Select Page

Llamamos Industria 4.0 a la revolución basada en dispositivos inteligentes que permiten sistemas inteligentes que a su vez habilitan decisiones más inteligentes para una nueva generación industrial guiada por la automatización, el internet de las cosas y nuevos modelos de negocio.  

Tecnologías emergentes están generando nuevas áreas de crecimiento económico, ofreciendo soluciones a desafíos de la vida cotidiana. Por ello, las provocaciones que la Inteligencia Artificial y la Robótica están ejerciendo en el trabajo, exigen nuevas habilidades. Detrás de estas tendencias globales está la creatividad humana y la tecnología, robusteciendo la fuerza laboral que ofrecerá una experiencia colaborativa: personas y robots trabajando juntos. No es que el futuro cinematográfico ha llegado, es más bien que lo estamos construyendo.

Como tú, cada día más mujeres y hombres son conscientes de que el trabajo profesional puede y requiere adaptarse a las demandas del actual mercado laboral. La tendencia en la economía global apunta a la economía gig, trabajos alternativos con modelos de empleo y contratación distinto a los asalariados tradicionales. En el declive del trabajo convencional, las nuevas oportunidades demandan nuevos saberes tecnológicos vinculados a los retos de la Industria 4.0 pues, si bien la automatización está aumentando la productividad, también está modificando el empleo… ¡nuestro mundo y su economía están cambiando! Los nuevos retos no se refieren a menos empleados, sino a empleos distintos, ocupaciones que aún no existen, empleos que requieren competencias en programación, robótica, análisis de datos, mecatrónica y algoritmos, talentos y nuevas habilidades que es momento de empezar a descubrir y desarrollar.

El rendimiento profesional demanda reimaginar el trabajo para así incrementar la creatividad y ser prácticos en el trabajo del día a día. La tecnología no solamente se ha incorporado a la vida cotidiana moviendo el eje personal… ¡también el de las oficinas y las fábricas! Somos parte de la Historia que está teniendo una nueva revolución en la forma de vivir. Las empresas deben profundizar en el potencial de su personal e incentivar la ambición por lo digital. En el ecosistema tecnológico de México crecerán soluciones ante el reto de la Industria 4.0 y el nuevo paisaje laboral que generará, guiado principalmente por las tecnologías físicas (vehículos autónomos, impresión 3D, robótica avanzada, nuevos materiales), tecnologías digitales (Internet de las Cosas, Blockchain, Plataformas tecnológicas, economía bajo demanda) y tecnologías biológicas (secuencia genética, biología sintética, diagnóstico por inteligencia artificial y bio-impresión).

Conoce cómo la Industria 4.0 está cambiando la forma en la que trabajamos y vivimos. Acompáñanos a recorrer estas tendencias desde tres ámbitos: Trabajadores, Gobierno y Empresas.

¡Bienvenido a 4T!